Desestimada la demanda de Aisge contra los hoteleros

El Juzgado de lo Mercantil número 12 de Madrid  ha rechazado la demanda interpuesta contra la Confederación Española de Hoteles y Alojamientos Turísticos (Cehat) por Aisge (Artistas Intérpretes Sociedad de Gestión), en la que acusaba a la patronal hotelera de negociar de forma desleal.
Televisor en habitación de hotel

Los hoteleros se quejan de las elevadas tarifas que han de pagar a los productores audiovisuales por ofrecer TV en las habitaciones

En su demanda, Aisge solicitaba que se declarara que Cehat había actuado de forma desleal al negociar con Aisge y que ello había dañado la remuneración que la sociedad de artistas pretende de los hoteles por los videos y grabaciones audiovisuales.

Según el fallo del juzgado, Cehat actuó de acuerdo a las exigencias de buena fe, sin infringir las normas jurídicas. Además, señala que no existe dependencia económica de Aisge para que cuente con alternativas a fin de ejercer su gestión.

Así, la sentencia desestima íntegramente la demanda de Aisge y le condena a pagar las costas del procedimiento.

Esta sentencia se suma a las que la Confederación Española de Hoteles ha conseguido en los últimos años en sus controversias con Egeda (Entidad de Gestión de Derechos de los Productores Audiovisuales).

Actualmente no existe convenio entre Cehat y Aisge, mientras que si existen convenios con la Sgae (Sociedad General de Autores y Editores), Agedi (Asociación de Gestión de Derechos Intelectuales) y AIE (Sociedad de Artistas Intérpretes o Ejecutantes de España).

Para la patronal hotelera, las tarifas que han de pagar los establecimientos hoteleros a los productores audiovisuales por tener televisiones en sus habitaciones son “abusivas e injustas”.

Actualmente existen siete entidades de gestión de propiedad intelectual que pretenden cobrar derechos a los hoteles españoles, aunque la nueva norma de Propiedad Intelectual y la Orden Ministerial que la desarrolla fijaran nuevamente los límites y la extensión de los derechos.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario