Cafés solubles destinados al consumidor más joven

Con su  nueva gama de cafés solubles, Mocay se dirige al consumidor más joven y urbanita; un target de entre 20 y 35 años que busca una alternativa al café tradicional. El resultado: bebidas más suaves y equilibradas que permiten su consumo tanto frío como en caliente.

Cafés solubles Mocay

Mocay Caffè, marca de Calidad Pascual, realza su gama de cafés solubles con tres nuevos sabores, adaptados al consumidor más joven y dinámico, que demanda bebidas para llevar.

Sobre una base de café y cacao en polvo, se presentan tres variedades con matices diferentes, que pueden combinarse al gusto del consumidor.

El sabor Avellana contiene una base de café y chocolate, aromatizada con el toque de este fruto seco; la variedad Irlandés tiene todo el sabor de una crema irlandesa sin contener nada de alcohol, y el sabor Vainilla potencia el gusto del café.

Todas están pensadas para disfrutarse tanto en taza, en la barra o mesa de una cafetería, como en formato take away.

Para Samantha Segovia, Brand Manager de Mocay, el valor diferencial de los estos solubles es la versatilidad, “ya que se pueden elaborar en frío y en caliente según la preferencia del consumidor, evitando la estacionalidad”. Con ellos pueden elaborarse refrescantes frappès en verano y bebidas calientes y aromáticas en invierno.

Se preparan muy fácilmente: basta una cucharilla de producto y 150 ml de leche, y sólo se distribuyen en el canal horeca y vending.

¿Interesado en estos cafés solubles? Haz clic aquí.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario

*