Los empresarios turísticos alertan de un posible enfriamiento de la industria en el cuarto trimestre

Tras una excelente temporada veraniega en España, los empresarios turísticos agrupados en Exceltur advierten de un posible enfriamiento y más cautela  de cara al cuarto trimestre. ¿Las causas? El menor consumo británico, la recuperación de destinos rivales y la inestabilidad surgida tras el 1-O en Cataluña.

El estudio de Exceltur prevé un posible enfriamiento de la actividad turística en el último trimestre del año, debido a diferentes causas: la ralentización del consumo turístico de los británicos; la recuperación de los destinos turísticos del Mediterráneo oriental, norte de África y principales ciudades europeas, y las caídas de actividad y empleo en Cataluña, como consecuencia de la inestabilidad surgida tras el 1-O.

“Dada la inestabilidad que ya se prevé, que afectará a la demanda turística en Cataluña en el cuarto trimestre, y el peso que tiene esta comunidad autónoma sobre el total del sector turístico español, estimamos que el crecimiento del PIB turístico para el conjunto de España que ya habíamos anticipado que sería del 4,1% al cierre del año, puede quedarse en un 3,1%”, señalan desde Exceltur.

Previsiones del PIB turístico para el cuarto trimestre del año

Previsiones para Cataluña

Los empresarios turísticos advierten de “la notable deriva en clave turística que puede conllevar si se alarga el proceso de inestabilidad en Cataluña” y alertan “de los efectos desfavorables de las decisiones tomadas por muchas grandes compañías y del Ibex huyendo del marco de inseguridad vigente”, así como de los impactos negativos para Cataluña de la contracción del turismo (“el primer sector económico y generador de empleo en Cataluña”) “si se sigue dilatando una solución estable dentro de la ley”.

Así, según Exceltur, el impacto económico negativo que ya ha acusado el sector turístico catalán desde los preludios del 1-0 hasta la fecha ya representa caídas del conjunto de la actividad turística en torno al 15%, así como un freno significativo de las múltiples inversiones que estaban previstas arrancar a corto plazo.

Según Exceltur, el impacto económico negativo que ya ha acusado el sector turístico catalán desde los preludios del 1-0 hasta la fecha ya representa caídas del conjunto de la actividad turística en torno al 15%, así como un freno significativo de las múltiples inversiones que estaban previstas arrancar a corto plazo

De mantenerse al cierre del 4º trimestre, en plena temporada de congresos y turismo vacacional y de compras, la actual tendencia prevista de caída de reservas del -20% que ya se acusa en Barcelona, el conjunto de la actividad turística en Cataluña y en especial en esa ciudad sufriría la pérdida de 1.197 millones de euros de actividad económica.

A fecha de hoy, la situación en Cataluña no ha afectado al resto de destinos turísticos españoles, que siguen creciendo de forma notable, y muy en especial Madrid, que ya puede estar captando eventos y/o flujos de turistas desde Cataluña.

Turismofobia

El informe de Exceltur alerta también de un aspecto clave que se ha recrudecido en varios puntos de la geografía española de gran éxito turístico este verano (Barcelona, Ibiza, Palma de Mallorca, San Sebastián y Madrid): “la mal llamada turismofobia, que requiere de una visión de estado y un enfoque más global”. Un problema que abordará como uno de los dos ejes centrales de su IX Foro de Liderazgo Turístico, que se celebrará la víspera de la feria Fitur 2018.

Una excelente temporada de verano

Por lo demás, la de 2017 ha sido una excelente temporada veraniega para el conjunto de España, muy marcada por varios incidentes superpuestos, que han afectado en especial a Cataluña (contestación social al turismo, huelgas en El Prat, atentado del 17-A y desafío soberanista).

En verano de 2017ha crecido la actividad turística, con una mejoría de resultados para el 64% de las empresas (más por unos mejores precios que por mayor afluencia/pernoctaciones)

En verano ha crecido la actividad turística, con una mejoría de resultados para el 64% de las empresas (más por unos mejores precios que por mayor afluencia/pernoctaciones). Sube también un 6,8% el gasto medio por turista extranjero y mejora el turismo de negocios. Se ha generado un 4,6% más de empleo, y de nuevo, el turismo es el principal sector generador de empleo, con 76.091 personas más a 30/09/17.

Igualmente, se han recuperado los paíeses competidores del Mediterráneo (Turquía + 45% y Egipto +44 %). Sube la demanda extranjera y las llegadas de rusos, países del Este, nórdicos y larga distancia. Se acusa el Brexit en Reino Unido y caen las llegadas de franceses e italianos, muy propensos a viajar al Norte de África. El mercado interno se ralentiza para los destinos españoles y se acelera para las salidas al exterior. Apenas impactan los atentados del 17-A en Cataluña.

Por último, el PIB turístico del tercer trimestre creció un 4,2%. Destacan como subsectores los hoteles urbanos, los de costa y el sector del ocio. Por comunidades autónomas destaca la rentabilidad de Baleares y el crecimiento de Madrid, Galicia, Cantabria y Cataluña hasta el 1-O.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario