Marqués de Terán: seis vinos para la hostelería

Marqués de Terán, una de las bodegas más innovadoras de Rioja, ofrece a la hostelería seis vinos de calidad, todos ellos elaborados sin emisiones de CO2, que son el fruto de la combinación de tecnología, I+D y máximo cuidado del viñedo y la uva. Una gama que se adapta a las diferentes necesidades y categorías de los establecimientos hosteleros.
Ollamendi Crianza 2009, Marqués de Terán Crianza 2009 y Marqués de Terán Reserva 2008

Ollamendi Crianza 2009, Marqués de Terán Crianza 2009 y Marqués de Terán Reserva 2008

1 Ollamendi Crianza 2009

Con 14 meses en barrica de roble americano, es el vino más asequible de la casa y destaca por su gran relación calidad precio: nada más y nada menos que 5 estrellas en la Guía Peñín, y un PVP de entre 5,5 y 6 euros. Un crianza de Rioja, 100% Tempranillo,  bien hecho y elaborado, con buena acidez, que entra bien y que resulta un excelente vino de poteo, para vender por copas en el bar (puede ofrecerse  en torno a 1,20 o 1,20 euros la copa).

2. Marqués de Terán Crianza 2009

Es el vino más vendido en hostelería de esta bodega, por su excepcional relación calidad precio. Es complejo en nariz, con aromas de fruta roja bien madura, y un ligero toque de roble muy bien ensamblado con la fruta inicial. En boca se muestra suave, redondo, con buena acidez, y un largo postgusto que invita a seguir bebiendo. Un vino con un PVP en torno a los 10 euros y que en carta de restaurante se recomienda poner a 15-16 euros.

3. Marqués de Terán Reserva 2008

Es el vino preferido por más de 1.000 restaurantes de nuestro país. Tras pasar 18 meses en barrica de roble americano, sorprende pr su capa de color, que no es típica de un reserva clásico de Rioja. En nariz sigue saliendo la fruta entre tonos tostados y ahumados. En boca demuestra que es un vino con chispa, bien hecho y acabado, perfecto para beberlo ahora. Una sabia combinación de juventud y madurez. Su producción es limitada, y su PVP, en torno a los 14 euros.

Profesionalhoreca-Marques-de-Teran-2

Versum 2010, Marqués de Terán Reserva Edición Limitada 2007 y Marqués de Terán Selección Especial 2011

4. Versum 2010

Versum ha sido el primer vino del mundo elaborado con geotermia (hoy todos los vinos de Marqués de Terán se elaboran así). Ha pasado 10 meses en barricas de roble francés de 1º y 2º año y se ha embotellado sin estabilizar por frío ni clarificar, con reposo de 6 meses en botella como mínimo. Muestra un intenso color rojo picota y un potente aroma a frutas rojas y negras maduras, con toque minerales y terrosos.  En boca resulta muy potente y amplio. Es un vino muy complejo, balsámico y de corte mediterráneo: no parece un Rioja. Mejorará en botella. Su PVP: 16 euros.

5. Marqués de Terán Reserva Edición Limitada 2007

La joya de la corona: un vino excepcional de un mal año que resume todo el esfuerzo y la evolución que se está realizando en la Rioja. El resultado es un vino ultramoderno, excepcionalmente fino y delicado, donde apenas se aprecia la madera, pese a los 28 meses de barrica, y la fruta es la protagonista. Elaborado con las mejores uvas tempranillo de la bodega, 28 meses en barrica y 3 años en botella, es un vino para disfrutar durante horas viendo su evolución en la copa. Su PVO: 30 euros. De producción muy limitada: sólo 3.000 botellas firmadas  por el enólogo de la casa, José Agustín Marauri.

6. Marqués de Terán Selección Especial 2011

Es el vino más joven de la bodega, y uno de los más interesantes: no en vano es el que más premios ha logrado, entre ellos el Decanter de Oro y los 93 puntos en la Guía Peñín, que lo ha calificado de “Vino Excelente” en su nueva edición 2014. Ha pasado 6 meses en barrica nueva de roble francés. En nariz revela el potencial y frescura de su juventud: fruta roja madura, fresa chicle… Un auténtico zumo de uva hecho vino. En boca no parece un Rioja: es largo, denso, potente, con toques  balsámicos y de regaliz de fondo, muy largo y complejo. Para disfrutar. Su PVP: 19 euros.

Una bodega pionera

Profesionalhoreca-Marques-de-Teran-EXTERIOR

La bodega, de construcción vanguardista, está semienterrada en un cerro

Esta moderna “bodega incrustada en un monte“, como la define su gerente, Manuel García, y hasta hace poco llamada Regalía de Ollauri, luce una arquitectura vanguardista perfectamente integrada en el paisaje, obra del arquitecto Javier Arizcuren. El edificio que acoge la bodega, inaugurado en 2006, está semienterrado en un cerro de parte alta de Ollauri, localidad riojana muy cerca del municipio de Haro. Es un diseño concebido especialmente para la elaboración de los vinos, ya que permite aprovechar al máximo el principio de gravedad.

Con una fuerte apuesta por la I+D+i, Marqués de Terán elabora todos sus vinos reduciendo al máximo las emisiones de CO2 directas a la atmósfera, gracias a que la bodega está construida dentro de la montaña y al uso de la geotermia, la energía totalmente limpia procedente de la tierra, que permite mantener una temperatura constante de entre los 14 y los 18 grados centígrados durante todo el año.

De  hecho esta bodega fue pionera mundial  en la utilización de la geotermia para la elaboración de vino, que le permite reducir en más del 80% el consumo eléctrico y en consecuencia las emisiones indirectas de CO2 al ambiente, eliminando casi en su totalidad las emisiones directas.

Profesionalhoreca-Marques-de-Teran-Bodega_Interior

El moderno interior de la bodega, perfecta para enoturismo

Marqués de Terán también ha sido pionera en utilizar la criomaceración en la elaboración de vinos tintos. Esta técnica, hasta hace poco utilizada casi exclusivamente para los vinos blancos, consiste en aplicar nieve carbónica para macerar en frío las uvas y extraer la mayor cantidad de polifenoles y aromas posibles, antes y durante la fermentación.

La utilización de depósitos de pissage ha sido otra de las innovaciones incorporadas por la bodega. Mediante un sistema automático de pistones dotados de unas planchas transversales que consiguen romper y hundir el sombrero, se consigue mantener un estrecho contacto de los hollejos con el mosto-vino para obtener la máxima extracción de antocianos y taninos, mediante un sistema no agresivo para la uva.

Actualmente, el departamento de investigación de Marqués de Terán, en colaboración con el ADER (Agencia de Desarrollo de La Rioja)  trabaja en un proyecto también pionero que persigue como objetivo multiplicar por diez los niveles de resveratrol presentes en la uva, aplicando una técnica novedosa al viñedo. Estas sustancias polifenólicas presentes en el vino tinto aportan gran cantidad de beneficios a la salud, siempre que el consumo se realice de forma moderada.

El 95% de la producción de Marqués de Terán se destina a la hostelería.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario