Just Eat planea usar robots en las entregas a domicilio

¿Y si un robot te entregara tu pedido de comida a domicilio? No es ciencia ficción: Just Eat comenzará en los próximos meses un ensayo en el centro de Londres para realizar las entregas con robots de autoconducción, capaces de llevar el pedido a la puerta de los clientes.
Robot de Starship Tecnologies que usará Just Eat

Los robots, con la comida en su interior, son capaces de cruzar carreteras

Esta acción forma parte de la colaboración (la primera de este tipo) entre la firma líder de comida a domicilio por Internet y la startup Starship Technologies. 

Starship, compañía de Estonia creada por los co-fundadores de Skype Ahti Heinla y Janus Friis, asegura que los robots realizarán todas las entregas en un plazo de 30 minutos.

El funcionamiento del sistema es aparentemente sencillo: los robots, con la comida bien guardada en su interior, sólo podrán ser desbloqueados con un código de acceso que los clientes recibirán junto con el pedido. Cuando el robot esté a dos minutos del punto de destino, enviará al smartphone del usuario una primera notificación, y una segunda en el momento en el que llegue a la dirección exacta.

Inicialmente Just Eat ha acordado con Starship el despliegue y monitorización de seis robots, de unos 60 cm de alto y capaces de cruzar la carretera por sí solos, en una selección de restaurantes del centro londinense.

Robot de Starcship Tecnologies

El pedido de comida se guarda en el interior del robot, y queda bloqueado. Sólo puede abrirse con un código de acceso

La actividad de los robots ya está probada, porque Starship está haciendo con ellos en las calles de Londres, Berlín y Tallín desde finales del año pasado.

Just Eat comenzará este verano a utilizar los primeros seis robots a modo de prueba, pero la compañía pretende incrementar su uso en la segunda mitad de este año, explica David Buttress, consejero delegado de la firma. “Creemos que se trata de una solución que puede implementarse en miles de restaurantes”, señala. “Estamos deseando ver pronto a nuestros robots repartiendo comida por la calle”.

El directivo de Just Eat señala también que no se prevé que los robots sustituyan el trabajo que realizan los repartidores profesionales, sino que se utilizarán como apoyo en las horas punta, cuando los restaurantes están desbordados de pedidos.

Además, podrán facilitar la entrada al mundo del take-away a los restaurantes que nunca hayan probado este servicio. “Si un restaurante no reparte a domicilio pero quiere comenzar a hacerlo, podrá elegir la opción de la entrega tradicional o innovar y optar por esta nueva solución”, afirma Buttress.

Los robots, que pesan unos 18 kilos y cuentan con cámaras de 360º, no son ene realidad 100% autónomos; están monitorizados por el equipo de Starship desde las oficinas de Tallín y Londres y, en el caso de que se encontraran con algún obstáculo en la carretera, como una bicicleta mal aparcada o una bolsa de basura, podrán ser redirigidos a distancia.

De cualquier modo, Just Eat pretende llevar a cabo esta iniciativa a largo plazo y empezar a ofrecer “opciones flexibles de entrega” a cientos de restaurantes y clientes.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


1 comentario "Just Eat planea usar robots en las entregas a domicilio"

Trackback | Comments RSS Feed

Escribe un comentario

*