Qooqer: a cada chef, su delantal

Son el último grito en lo que a uniformes se refiere. A todos los chefs y personal de sala les encantan los delantales de Qooqer, que modernizan cualquier look y logran una imagen profesional, personalizada y actual para el restaurante o local hostelero. Estos son los elegidos por algunos chefs…

Desde 2012 el equipo de Qooqer diseña, produce y distribuye delantales directamente desde su taller de sastrería en Teruel. Su objetivo está claro: quieren dar un nuevo enfoque a la los uniformes de bares, cafeterías y restaurantes, con unos delantales de diseño que resultan prácticos y atractivos, realizados en materiales de alta calidad. “Buscamos productos bonitos, pero sobre todo que te guste llevarlos y que te resulten cómodos en tu jornada laboral”

Los equipos de cocina y sala de muchos restaurantes ya emplean los delantales de esta firma:

Dos Cielos Madrid

En la cocina del restaurante Dos Cielos Madrid, que se encuentra en el las antiguas caballerizas del hotel Gran Meliá Palacio de los Duques, emplean el delantal modelo Grados Bruno. Los chefs Sergio y Javier Torres han elegido este modelo para suprimer establecimiento en la capital, hermano del exitoso Dos Cielos barcelonés.

Delantales Qooqer en Dos Cielos Madrid

El delantal de cocina Grados Bruno es una prenda con clase, en elegantes colores marrón y negro, con detalles de cuero que se desmontan para el lavado. Un modelo que reúne calidad, comodidad y diseño.

 

El Cuartito, de Echaurren

El personal de sala de El Cuartito, el último de los restaurantes que incorpora el hotel gastronómico Echaurren, de Francis Paniego, luce el modelo de delantal Detroit azul personalizado con el logo de la casa.

El Cuartito ocupa el espacio donde antes jugaban los niños y comían los mayores tras los servicios, y hoy, convertido en restaurante, mantiene en su oferta gastronómica ese espíritu informal y desenfadado en un ambiente informal, cálido y lleno de encanto.

Delantales Qooqer en El Cuartito de Echaurren

El delantal Detroit Azul ofrece la mezcla justa de estilo y personalidad que completan el ambiente informal y relajado de El Cuartito. Es un modelo de tela vaquera 100% algodón con cuerpo, resistente a los lavados y que, como unos buenos jeans, mejora con los lavados. Un clásico que da una imagen profesional y actual, con suaves tiras de cuero ajustables al cuello (desmontables).

 

Restaurante Amvibium de Pago de Carraovejas

Para los uniformes de sala y cocina del restaurante de esta emblemática bodega de Peñafiel el equipo de Qooquer ha diseñado un delantal 100% personalizado, fuera de colección.

Camarero del restaurante Ambivium con delantal Qooqer

Realizado según las indicaciones de Pago de Carraovejas, el delantal del equipo de sala es de algodón 100% de 320 gramos con arnés de cuero cruzado en “Y” a la espalda. También lleva bolsillos en cuero español marrón. La cocina, por su parte, luce el delantal Grados Negro con pequeñas modificaciones.

 

Macera Taller Bar

Estas originales coctelerías de Madrid y Barcelona creadas por Narciso Bermejo, con su amor declarado por los destilados clásicos, ha llegado al equipo de Qooqer ha inspirarse en la Ley Seca y la estética de los destiladores americanos de los años 20´s para diseñar el  delantal “Moonshine Macera”.

Delantal de bartender de Qooqer para las coctelerías Macera

Este delantal bartender está realizado en resistente canvas de 400 gramos, detalles de piel como su gran bolsillo central y unos tirantes cruzados que le confieren carácter y fuerza. Para el Macera Madrid se creó un delantal completamente negro, haciendo referencia a la oscuridad en la que se amparaban para producir el whisky “Moonshine”, y después una versión en denim y cuero marrón para su hermano Macera Barcelona.

 

Fismuler

Nino Ridruello usa el delantal Ginger Army tanto en la cocina de su restaurante Fismuler como en la sala, así como en sus programas de televisión.

Nono Ridruello de Fismuler, con delantal Cooqer

Fismuler, en el 29 de la calle Sagasta de Madrid, es el local de moda con su moderno concepto de coctelería, cuidada cocina y decoración minimal.

Realizado en resistente algodón de 300 gr con tira de cuero suave al cuello, el delantal Ginger Army es un ejemplo perfecto de un uniforme de camarero. Está hecho para durar y tiene un look recio y señorial. Con tres prácticos bolsillos, se ofrece en color verde militar y en negro.

 

Un servicio completo

En sus delantales Qooqer combina líneas clásicas con elementos nuevos y materiales de gran calidad creando piezas únicas. La gama se completa con ropa y accesorios muy originales, para ofrecer un servicio completo de uniformidad.

Todos los mandiles se confeccionan a mano en España con materiales que aseguran su durabilidad, y los acabados sorprenden por su calidad.

La firma vende sin intermediarios, directo a los profesionales desde su taller de sastrería, con entrega en 72 horas. Más info en el tel. +34 611 43 30 91 o vía web.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario