El negocio de los pedidos de comida a domicilio

El negocio de la comida on-line y las app de hostelería mueve más de 120 millones de euros en España, revela un estudio de la startup Aloha24. Los pedidos de comida a domicilio a través de apps han crecido más de un 400% en el último año en nuestro país, y tienen aún un gran potencial de crecimiento.

Actualmente el 22% de las personas que piden comida a domicilio lo hace a través de Internet o de las distintas apps. En este sentido, España está un peldaño más bajo que otros países como Reino Unido o Francia, en el que el 30% de los pedidos ya se realizan de forma on-line.

Ya no sólo los establecimientos de comida optan por los pedidos on-line, sino que la restauración gourmet se va incorporando de manera lenta, pero progresiva, a esta modalidad

La hostelería y restauración en España mueven al año más de 1.100 millones de euros. De ellos, cerca del 11% se corresponde con pedidos de comida a domicilio por Internet. Esto demuestra que aunque el desarrollo ha sido importante en estos últimos años, el mercado aún tiene margen para seguir evolucionando: tanto por parte de los usuarios, gracias a los avances tecnológicos y a los nuevos hábitos de consumo, como por parte de los propios restaurantes: ya no sólo los establecimientos de comida optan por los pedidos on-line, sino que la restauración gourmet se va incorporando de manera lenta, pero progresiva, a esta modalidad.

Un claro beneficio para los restaurantes

Además de las empresas de pedidos y reparto de comida a domicilio, los restaurantes son los grandes beneficiados en este nuevo escenario. Según los datos de Aloha24, los restaurantes que optan por esta fórmula facturan un 20% más.

La home de Aloha24.com

La home de Aloha24.com

En el caso de esta startup española que gestiona pedidos y repartos de hostelería on-line, con una mínima inversión, entre 500 y 1.000 euros anuales, el restaurante recibe los pedidos gestionados por la app, puede realizar un seguimiento de los mismos y dispone de un servicio de reparto externalizado.

Con ello se incrementan los niveles de facturación, se abren nuevas vías de negocio para los restaurantes que hasta ahora no ofrecían comida a domicilio y además el establecimiento puede solicitar un rediseño o creación de página web incluyendo el sistema implantado de pedidos, así como una publicidad on-line personalizada.

“En función del tamaño del restaurante, las cifras de facturación adicional pueden fluctuar entre los 7.000 y los 50.000 euros“, señalan los responsables de Aloha24.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario

*