El chef Jock Zonfrillo gana el Basque Culinary World Prize 2018 por su defensa de los pueblos nativos de Australia

Jock Zonfrillo ha sido proclamado de manera unánime ganador del Basque Culinary World Prize 2018 por su labor en la defensa de la cultura de los pueblos nativos de Australia y de su tradición culinaria aborigen.

Instalado en Australia desde e el año 2000, el escocés Jock Zonfrillo ha visitado cientos de comunidades remotas para entender los orígenes de sus ingredientes y su significado cultural. El resultado puede verse no sólo en la carta de su prestigioso restaurante Orana, ubicado en Adelaida, sino a través de programas como el Nomad Chef; un trabajo por el que recibirá 100.000 euros para destinar a un proyecto social,de su elección.

El chef Jock Zonfrillo, ganador del Basque Culinary World Prize 2018. Foto de Jacqui Way

El chef Jock Zonfrillo. Foto de Jacqui Way

Jock Zonfrillo ha sido elegido entre diez finalistas por un jurado formado por algunos de los y las chefs más influyentes del mundo, con Joan Roca, Massimo Bottura, Gastón Acurio, Dominique Crenn, Yoshihiro Narisawa, Enrique Olvera, Mauro Colagreco, Andoni Luis Aduriz y Manu Buffara (Brasil); expertos internacionales como la escritora Ruth Reichl, la historiadora gastronómica y periodista Bee Wilson, la diseñadora Isle Crawford y la ganadora del Basque Culinary World Prize 2017, la chef colombiana Leonor Espinosa.

“Es un gran honor para mí el haber sido elegido ganador del Basque Culinary World Prize de 2018“, ha declarado el chef ganador de este año. “Me gustaría agradecer su trabajo a todos los trabajadores de mi restaurante, a toda la plantilla de la Fundación Orana, a los investigadores y consultores y, en especial, a todos los aborígenes australianos que me han ofrecido su tiempo todos estos años para compartir sus conocimientos conmigo”.

“Una de las lecciones fundamentales que he aprendido trabajando con las comunidades aborígenes es que hay que dar más de lo que se recibe“, añade Zonfrillo. “Mi motivación surge del reconocimiento de una cultura que ha cultivado esta tierra y ha florecido en ella durante más de 60.000 años. Los primeros australianos son los verdaderos cocineros e «inventores de comida» de estas tierras, y es inaceptable excluirlos de nuestra historia y, específicamente, de nuestra cultura culinaria”.

“Una de las lecciones fundamentales que he aprendido trabajando con las comunidades aborígenes es que hay que dar más de lo que se recibe”, dice Zonfrillo. “Los primeros australianos son los verdaderos cocineros e «inventores de comida» de estas tierras, y es inaceptable excluirlos de nuestra historia y, específicamente, de nuestra cultura culinaria”

Este chef escocés considera que la gastronomía está comprometido con impulsar cambios, “y aunque nunca hablo en nombre de los aborígenes, creo que podemos remar todos en la misma dirección y conseguir cambios positivos para ellos”.

Joan Roca, presidente del jurado del Basque Culinary World Prize, ha resaltado el hecho de que  durante más de 15 años, Jock se haya dedicado a entender y promover una de las culturas más antiguas del planeta, la de los pueblos originarios australianos. “Desde una perspectiva abocada al intercambio y a la investigación, este escocés le ha venido enseñando al mundo el potencial culinario de una herencia a la que durante mucho tiempo se le ha dado la espalda. A través de la identificación de ingredientes y tradiciones y de la vocación para transformar el conocimiento de estas poblaciones en oportunidades de desarrollo, Zonfrillo siembra futuro. Su trabajo es inspirador y multiplicador. Por eso el jurado le ha elegido de forma unánime”.

“El premio profundiza su apuesta frente a un fenómeno diverso, plural y extensivo”, señala por su parte Joxe Mari Aizega, director deneral de Basque Culinary Center. “Cocineros y cocineras en el mundo entero demuestran el valor que aporta la gastronomía cuando su orientación a la creatividad, el emprendimiento, la innovación y el compromiso se alinea con los retos de nuestra sociedad; por eso, nos satisface celebrar hoy la elección de Jock Zonfrillo, pues constituye un testimonio no sólo inspirador sino multiplicador”.

140 nominaciones

Las 140 nominaciones, 104 hombres y 36 mujeres, al Basque Culinary World Prize 2018 han llegado de 42 países; cifras que muestran un incremento en el número de nominaciones y en la diversidad de países de procedencia respecto a las ediciones anteriores. Para ser considerados para el premio, los y las chefs han de ser nominados por otro u otra profesional que esté trabajando en el mundo de la gastronomía.

Este galardón es un premio único y global otorgado por el Gobierno Vasco en el marco de la estrategia integral Euskadi-Basque Country y por Basque Culinary Center, que reconoce la labor de chefs con iniciativas transformadoras en áreas de innovación, tecnología, educación, medio ambiente, salud, industria alimentaria y desarrollo social y económico, entre otros.

 


¿Quiere leer más artículos como este? Reciba gratis nuestro newsletter. ¡Suscríbase!


Escribe un comentario